Aurora Lingerie: «el secreto de tu confianza es ponerte linda para vos misma»

Agustina Mereles Alonso

Ana del Barco tiene 21 años y vive en Mendoza, Argentina. En plena pandemia decidió aprender a coser como hobby y hoy es dueña de «Aurora Lingerie», un emprendimiento de lencería personalizada.

Ana del Barco tiene 21 años y es mendocina. Actualmente estudia la Licenciatura en publicidad en la Universidad Juan Agustín Maza, pero también estudió neurolingüística e inglés. En plena pandemia decidió aprender a coser para pasar el tiempo y tiempo después se convirtió en la dueña de «Aurora Lingerie», un emprendimiento de lencería personalizada.

Inquieta desde siempre, a los 13 años empezó a vender perfumes casa por casa. Años más tarde hizo cursos de manicuría y extensión de pestañas, oficio al cual se dedicó por varios años. Con el dinero que ahorró de ese emprendimiento pudo costearse un años de estudios en Canadá. Durante la pandemia decidió frenar con su trabajo de manicura e hizo un curso de costura para principiantes que encontró en Instagram. En ese curso aprendió a hacer canastitas y cartucheras que también vendía.

—¿Cómo se te dio por empezar a coser lencería a medida?

—Fue muy loco. Me junté con una amiga en época de pandemia y resultó ser que las dos estábamos aburridas y ella me dice que tenía ganas de emprender. Yo también tenía ganas y le dije que sí porque estaba un poco cansada de hacer uñas. Me dijo que tenía ganas de vender lencería o ropa y me encantó la idea. Empecé a ver páginas de Instagram que vendían lencería y vi que todas vendían maso menos lo mismo, el tema de los talles era complicado, yo misma había comprado a algunos emprendimientos y se me rompían, o un mismo talle me quedaba grande en un lugar y otro chico. Entonces me dí cuenta de que sabía coser, mi amiga sabía algo de moldería, así que a los dos días ya estábamos cosiendo pruebas.

—¿Por qué eligieron «Aurora» como nombre del proyecto?

—Aurora salió a la luz en un local de comidas rápidas. Estábamos buscando nombres y empezamos a jugar con el tema del cielo, que era algo que a las dos nos gustaba. Queríamos algo que no se repitiera y que nos representara de alguna manera, y así llegamos a «Aurora Lingerie». Desde ese concepto del cielo, todo lo que conlleva a Aurora está relacionado con eso: los conjuntos de encaje tienen nombres de constelaciones y los conjuntos de algodón tienen nombres de nubes. Aurora es la luz tenue del amanecer, y tiene un tono rosa que nos generaba tranquilidad, confianza, femenidad

—¿Qué proceso haces a la hora de diseñar y hacer un conjunto?

—Al principio sacamos moldes de corpiños, de bikinis, y conjuntos que cada una tenía. Después mi amiga no pudo continuar con el emprendimiento, y cuando empecé a estar yo sola quise buscar algo «más allá» del conjunto básico e ir modificando. Eso fue todo prueba y error hasta que se me empezó a abrir la cabeza y salieron cosas hermosas.

—¿Cómo se te ocurrió hacer los conjuntos personalizados?

—Eso se me ocurrió con mi propia experiencia. Capas quiero comprar algo y no está en el color que quiero, el  talle no me va, o lo quiero con una tira en tal lugar. Frente a esto que no solo me pasa a mí, sino a muchas, pensé en ofrecer un producto y un servicio completo para que cada una pueda elegir lo que le gusta.  Tengo modelos básicos y estándar, pero cada clienta me puede decir cómo lo quiere y también les pido las medidas de su cuerpo para que les quede perfecto por donde lo miren.

De hobby a empresa

«Aurora Lingerie» nació como una forma de pasar el tiempo en pandemia y hoy se convirtió en el principal  trabajo de Ana. «Me sorprendo del éxito de Aurora. Capas me juzgué mucho al pensar que no iba a llegar a ningún lado y se está convirtiendo en algo re lindo y re grande», cuenta emocionada. Así como hay muchas alegrías y satisfacciones en el camino de emprender, también hay desafíos y cosas por aprender. Lo primero que Ana tuvo que aprender, a parte de coser, fue a gestionar sus redes sociales. En un principio solo sacaba fotos a sus productos con un fondo blanco, hoy cuenta con una community manager que la ayuda en la creación de contenido, publicaciones y demás tareas relacionadas a las redes. Además, su amiga y socia fundadora de Aurora, modela los conjuntos para fotos y vídeos. Finalmente, para que el éxito de Aurora sea lo que es, Ani nos cuenta que su familia es una gran ayuda y que colaboran para que los productos sean perfectos para cada cliente. «Mi mamá arma cajitas, mi hermana me ayuda a cortar breteles, nos vamos repartiendo», comenta agradecida.

Si hablamos de futuro, a «Aurora Lingerie» y a Ana le espera uno brillante. «Me veo en algún momento teniendo mi propio local», asegura esta emprendedora que va por todo. Como futura publicista aprovecha cada oportunidad para aplicar sus nuevos conocimientos en su empresa y hacerla crecer. «Estoy aprendiendo a usar photoshop, ilustrator, a crear una marca y sus elementos, etc. Todo lo que tengo que hacer para la facu lo aplico a Aurora». Este camino que comenzó hace dos años le enseñó a Ani que «el secreto de tu confianza es ponerte linda para vos misma».

¿Te quedaste con ganas de conocer más sobre «Aurora Lingerie»? Escuchá la entrevista completa en nuestro podcast «Hoy Emprendemos» en Spotify.

¿Te gustó esta publicación?

¡Hacé clic en las estrellas para calificarla!

¡Lamentamos que esta publicación no te haya interesado!

¡Mejoremos esta publicación!

Decinos cómo podemos mejorar esta publicación.

7 comentarios sobre «Aurora Lingerie: «el secreto de tu confianza es ponerte linda para vos misma»»

  1. You can certainly see your expertise in the paintings you write. The arena hopes for more passionate writers like you who aren’t afraid to say how they believe. All the time go after your heart. “Faith in the ability of a leader is of slight service unless it be united with faith in his justice.” by George Goethals.

  2. Me consta la fuerza que tienen Ana Martina, su hermana Renata y su mamá Adriana.
    Las tres son claro ejemplo de lo que significa trabajo, buena voluntad y perseverancia.
    Las quiero mucho y celebro cada triunfo de estas tres bellas y encantadoras mujeres que se apoyan entre sí constantemente.
    Aplausos Ana Martina! Que siga este éxito más que merecido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *